Observatorio editorial

Observatorio editorial

por Cristian Molina

En una mesa sobre tensiones editoriales en el Filba 2012, en Santa Fe, se planteó como algo inédito el hecho del protagonismo inusitado que los editores habían comenzado a tener desde hacía algunos años, al punto de que en festivales, encuentros y congresos comenzaron a proliferar mesas de agentes editoriales que discutían sobre los problemas de su actividad en relación con la práctica literaria.

Tal vez ese protagonismo se deba, en parte, a la nueva inflexión que el mercado editorial comienza a atravesar desde los ’90 y que, recién en los últimos años, se ha consolidado, generando dispositivos de circulación, valoración y producción particulares.

Una vasta bibliografía plantea las transformaciones que el sector y la actividad editorial argentina comenzaron a tener desde los ’90. Sin embargo, debido un tipo de escritura generalizadora, pocas veces se repara en las diferencias y casos concretos de las editoriales que construyeron catálogo durante estos años, más allá de las grandes multinacionales que tendieron a hegemonizar el mercado amplio de la edición. De ahí que en Fiesta pretendemos contribuir a visibilizar los casos concretos en sus convergencias y divergencias; es decir, en las singularidades en que se sostienen las prácticas editoriales.

Con el Observatorio editorial proponemos, por eso mismo,  una muestra en construcción de algunas prácticas de edición contemporáneas en Argentina, a través de cortos documentales basados en entrevistas con la propia voz e imagen de sus protagonistas. Nuestro objetivo es doble: 1-evitar las falsas generalizaciones (moralistas) que suelen efectuarse respecto de las “micro-editoriales”, “editoriales independientes”, “pequeñas editoriales”, “editoriales autogestivas”, “editoriales paraculturales”; y 2-ofrecer al lector/visitante un acercamiento a los modos de trabajo y a la producción que dichos agentes realizan y cuyas actividades, muchas veces, se encuentran alejadas por las dificultades inherentes a la circulación regional que atraviesan los distintos circuitos del libro en el Cono Sur.